La tendencia que desde hace unos años continúa imparable es la de utilizar robots software para automatizar aquellos procesos productivos que resultan tediosos. Aquellos que no aportan valor directo a las empresas. Procesos que roban tiempo y esfuerzo a unos trabajadores que podrían dedicarse a actividades más creativas o productivas. Y es una tendencia que tu competencia ya está adoptando.

La aceleración en pandemia

Antes de 2020 ya se había iniciado el camino hacia la hiperautomatización de procesos. Pero ha sido la pandemia, sus restricciones y su cambio en el modelo de trabajo lo que ha terminado por acelerar una corriente que se advierte imparable. Y es que, según Deloitte, un 53% de los negocios ya están poniendo en marcha proyectos de robotización en muchos de sus departamentos. Según Morgan Stanley, el negocio de los robots software tendrá un valor de más de 50.000 millones de dólares en 2021. Y esto es solo el principio.

En 2017 se vendieron más de 315.000 robots software en todo el mundo, con un crecimiento del 30% con respecto al año anterior. Así, las previsiones para los próximos años no pueden ser más optimistas. Con España ocupando un cuarto puesto a nivel europeo, en un mercado liderado claramente por China, no subirse al tren de la automatización a tiempo puede suponer pérdidas de competitividad irrecuperables en los próximos ejercicios.

Robots software vs. Personas

Y en el eterno debate sobre si los robots terminarán por desplazar a los humanos en los puestos de trabajo, cabe aclarar una cuestión básica. No hablamos de los mismos robots cuando nos referimos a máquinas hardware que ocupan físicamente el espacio que antaño era de un trabajador, que cuando lo hacemos de robots software.

Si bien según distintos análisis y estudios los robots (físicos) podrían poner en peligro en torno al 35% de los puestos de trabajo en la próxima década, los robots software no entran a competir directamente con el trabajador, sino que llegan para ayudarlo a ser más productivo. La diferencia radica en que, en una cadena de montaje, un robot desempeña el trabajo que hasta ahora realizaba una persona. En una oficina, en cambio, un robot software descarga de la parte más repetitiva, tediosa y frustrante del trabajo a las personas para que éstas puedan dedicar su tiempo a tareas más productivas. Mientras que en el primer caso el robot sí sustituye al trabajador, en el segundo, el robot software realiza parte del trabajo para que el trabajador se dedique a lo que el robot no puede hacer.

El futuro de los robots software

Los robots software no sustituyen a las personas. | Foto: ThisIsEngineering

Hablemos claro: ¿Dónde son más eficaces los robots software?

Para aquellos que aún no conocen las ventajas de implantar este tipo de tecnología en sus empresas, puede que el concepto suene algo abstracto. Pero lo cierto es que las ventajas de la instalación de robots software no son algo que podamos obviar.

Además de la ya comentada asistencia a los trabajadores en los procesos más repetitivos y que más tiempo improductivo consumen, hay otros beneficios. La baja (o en algunos casos inexistente) tasa de errores (un robot software se equivoca menos que un humano). La facilidad de implantación, con pocos o ningún cambio en el puesto de trabajo o en la forma en la que éste se desarrolla. Lo sencillo que resulta su actualización en el caso de que sea necesario un cambio en los parámetros que lo rigen. O el control extra que ofrecen sobre las acciones que desempeñan (generan informes extra, pueden clasificar la información de una manera más eficiente…)

Ejemplos de automatización hay tantos como procesos repetitivos se den en las empresas: clasificación de facturas, control de tickets para reducir el fraude, gestión de correos, extracción y formateo de datos desde informes, accesos y manipulación en bases de datos, generación de informes de riesgos, de informes de pérdidas, de etiquetas…

Un futuro que ya está aquí

Hablamos por tanto de una herramienta, de un concepto de optimización del trabajo que suena a futuro, pero que en realidad ya está aquí. Muchas empresas ya utilizan robots software en su día a día y, aquellas que los han probado, no han dejado de instalarlos en nuevas rutinas. En procesos que mejoran su eficiencia y que les están sirviendo para destacarse de su competencia.

Porque todo aquello que te sirve para ser más productivo, para poder mejorar la experiencia tanto de los trabajadores como de los clientes o usuarios de tus productos o servicios, solo puede redundar en un claro avance hacia un destino al que todos, tarde o temprano, tendremos que encaminarnos.

¿Quieres que hablemos?

info@devol.es
+34 944 361 280

¿Quieres unirte a nosotros?

HAZ CLIC AQUÍ
Por Published On: agosto 11th, 2021Categorías: RPA, Transformación Digital

Leave A Comment